martes, 17 de diciembre de 2013

El paso del tiempo

Vas creciendo y no te das cuenta. No te das cuenta de que el tiempo pasa y tú corres tras él. Te das cuenta que es imposible alcanzarle pero sigues luchando. Hasta que un buen día te despiertas y ves que tu alrededor ha cambiado por completo. Que no eras el de hace un par de años, pero lo peor es que tu entorno no es el de hace un par de años.
Echas la vista atrás y ves que has tenido un montón de experiencias: unas buenas, otras amorosas, otras simplemente desastrosas, tus amigos, tu familia, tu infancia... esa infancia inocente que no sabemos dónde se ha quedado, en qué momento se ha convertido en intereses. La mitad de las personas que antes se encontraban a tu lado ahora han desaparecido, la otra mitad ha cambiado totalmente y solo buscan algo. Te quedan menos personas que dedos en una sola mano para contarlas que están a tu lado, a tu lado, en todos los momentos sin interesarse por nada más que pasar el tiempo contigo charlando, riendo.
Siempre quejándonos del reloj y no nos damos cuenta que lo que pasa es nuestra vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario